Cuando estés como en la cueva

Si estas pasando por un proceso o te sientes solo al igual que David cuando huyó de delante de Saúl a la cueva.  Hay palabra de Dios para ti. En Salmos 57 dice lo que hizo David en ese caso y tu también  puedes hacerlo:



1ro Ora.
El versiculo 1 dice:
Ten misericordia de mí, oh Dios, ten misericordia de mí;" - Aquí estaba orando.

2do confía en él y metete bajo sus alas.
Continua diciendo el versículo:
"Porque en ti ha confiado mi alma, Y en la sombra de tus alas me ampararé Hasta que pasen los quebrantos."
¿Ta clarito verdad? Ora, Hasta que pasen los quebrantos. Y después: Sigue orando.

Versiculo 3 "El enviará desde los cielos, y me salvará De la infamia del que me acosa;... Dios enviará su misericordia y su verdad."

Amen amen Creelo